lunes, 28 de mayo de 2012

Charlie y la Fábrica de Chocolate (Niguiri de nubes y gelatina de sandía)


[Scroll down for English recipe]

Film & Food es un proyecto de Ingrid de My Lovely Food y de Alba de Le Fabuleux Destin du Chocolat donde comparten su afición por el cine y la gastronomía con el resto del mundo. En él podréis ver los últimos estrenos tanto de la gran pantalla como de los fogones. Y además de compartirlo con nosotros, también nos involucran creando fantásticos retos en los que relacionan una película con una temática culinaria. La de este mes, y que se tiene que publicar hoy, es la película de Tim Burton, Charlie y la Fábrica de Chocolate. Podrías pensar que para una persona a la que no le gusta el chocolate, ver esta película puede ser un suplicio, pero nada más lejos de la realidad. Si no habéis visto la película, os la recomiendo encarecidamente. A mí es que me encanta Tim Burton y ese universo que crea en cada película, con esos personajes tan excéntricos y estrambóticos. Y claro, luego está Jonny Deep, que da igual que lleve los pelos a lo Robert Smith o a lo Beatles, está guapo de cualquier forma.


Así pues, el reto de esta ocasión era crear un chuchería, algo dulce en formato individual que pudiese haber salido de la fábrica de Willy Wonka. Desde luego que el chocolate no estaba en mi lista, y pensando en mi chuchería favorita, en seguida saltaron a mi mente las nubes. Suaves, dulces y esponjosas, con un aire a bomba de azúcar que tira para atrás, pero a la cual no puedo resistirme, por mucho que quiera. Hace tiempo que descubrí, paseando por mis  blogs favoritos, que es posible hacer nubes en casa. ¿Os imagináis? creí llegar al paraíso!! ya me imaginaba viviendo en un mundo rosa y blandito, rodeada de nubes azucaradas por doquier y más feliz que una perdiz. Os confieso que la decepción llegó pronto... Tres intentonas, tres he tenido que hacer para dar con una receta que de algo parecido a las nubes. Después del primer intento, ya me quité de la cabeza lo de conseguir esos cilindros esponjosos y dulces... En su lugar, obtuve una masa rosada, pegajosa y extremadamente dulce, que no había por donde pillar. Así que mi vida rosa terminó para seguir buscando la receta perfecta, esta vez sí, sin gelatinas rosadas de sabores ni extra de azúcar. La sorpresa me la llevé cuando Eva, del blog Fresa y Pimienta llegó un día con una receta de nube que, después de las anteriores experiencias, tenía pinta de funcionar a la perfección. Os recomiendo que os paséis por su blog, hace unas cosas realmente exquisitas, con una fotografía muy cuidada y una combinación de sabores y texturas sorprendente! Así que inspirándome en sus “Niguiri de nube japonesa, ventresca de atún y “caviar” de soja”, he preparado esta chuche que deja boquiabierto a cualquiera! :-)

Aviso: no os esperéis exactamente lo mismo que encontráis en las tiendas de golosinas... Al fin y al cabo, esto no es más que una espuma de gelatina, que imagino se basa en el mismo principio con el que se hacen las nubes comerciales. Para montar la gelatina, es necesaria una batidora de varillas eléctrica, aunque seguro que si tenéis maquinitas de esas tan chulas como la Kitchen Aid o similares, es posible conseguir una espuma mucho más compacta y un resultado más cercano a lo de las tiendas.

Antes de pasar a la receta, os dejo Como nubes a mi té, una canción de Maga. Maga es de esos grupos que me tocan la fibran y podría estar escuchando horas y horas sin cansarme. Sus canciones trasladan a un mundo de cuentos y sueños, a un mundo imaginario que te envuelve y te transporta a ríos con cascadas de chocolate, árboles con manzanas de caramelos y nubes dulces y blanditas. No me enrollo más, os dejo que disfrutéis de la canción... y de las nubes!

Quisiera escribirte rayando en el aire palabras
que el viento no te pueda, no te pueda robar...



Niguiri de nubes y gelatina de sandía

Ingredientes para 24-30 nubes:

  • 6 hojas de gelatina neutra.
  • 400 ml agua.
  • 40 g de azúcar.

Preparación:
  • Mezclar el azúcar con 300 ml de agua y ponerlos dentro de un tupper cerrado en el congelador, alrededor de 1 hora.
  • Rehidratar la gelatina con agua fría en un plato hondo.
  • Calentar 100 ml de agua y retirar antes de que empiece a hervir.
  • En un bol, añadir los 100 ml de agua caliente y la gelatina hidratada bien escurrida. Mezclar hasta que ésta quede bien disuelta.
  • Empezar a montar la mezcla hasta que quede una espuma estable (unos 3 minutos).
  • Añadir a la mezcla el agua del congelador (aún no estará congelada, pero sí muy fría y con algunos cristales de hielo). Hacerlo muy poco a poco, formando un fino hilo de agua. No parar de batir hasta que se haya incorporado todo el agua fría.
  • Continuar batiendo a velocidad media-alta durante unos 10 minutos. Se formará una espuma densa, con pequeñas burbujitas.
  • Con dos cucharas, hacer quenelles y depositarlas sobre bandejas con papel parafinado.
  • Dejar en la nevera un mínimo de entre 4 y 5 horas antes de servir. Yo las llegué a tener 24 horas y se mantuvieron estupendamente. A partir de las 32 horas, la superficie empezó a resecarse.
Ingredientes para la gelatina de sandía:
  • 125 ml de zumo de sandía natural.
  • 2 hojas de gelatina neutra*.
  • 80 g de azúcar
Preparación:
  • Rehidratar las dos láminas de gelatina con agua fría.
  • Para hacer el zumo de sandía natural, coger un trozo de sandía sin pepitas de unos 200-300 g, trocearlo (no pongas la cáscara!! ;p ) y pasarlo por la batidora hasta que quede bien líquido.
  • Una vez hecho el zumo, pasarlo por un colador y remover bien con el mazo de un mortero hasta que nos quede solo la pulpa (quedará muy poquita, la sandía casi toda es agua!).
  • Poner 125 ml de zumo de sandía en un bol y calentarlo al baño María, con el fuego muy suave. Cuando esté caliente añadir la gelatina y disolver bien.
  • Retirar del fuego e ir añadiendo el azúcar poco a poco, para que se vaya disolviendo.
  • En un molde** rectangular verter el líquido formando una capa muy fina, de medio centímetro más o menos, y ponerlo en la nevera un par de horas, hasta que gelifique.
Montar el niguiri:
  • Con una espátula y mucho cuidado sacar las nubes del papel parafinado y ponerlas en un plato o bandeja.
  • Con la misma espátula, ir sacando tiras de gelatina de sandía de un tamaño similar a los niguiri, y colocarla encima.
  • Comer con los dedos, ya que son demasiado delicados como para utilizar palillos!



* La lámina de gelatina de sandía quedó bastante decente, pero si lo repitiese, pondría 1 ó 2 láminas más para que la gelatina de sandía quedase con más consistencia.
** El molde que utilicé era de unos 20 x 32 cm. Me sobró un poquito de líquido que puse en un vaso de chupito con una nube dentro, otra forma de presentarlo a modo de postre! ;)


English recipe

Mashmallow and watermelon jelly niguiri

Ingredients for 24-30 mashmallows:
  • 6 sheets of plain gelatin.
  • 400 ml water.
  • 40 g of sugar.
Preparation:
  • Mix sugar with 300 ml of water in a tupper, close it and introduce in the freezer for about 1 hour.
  • Rehydrate the gelatin in cold water.
  • Heat 100 ml of water and remove before it boils.
  • In a bowl, add 100 ml of hot water and the hydrated gelatin well drained. Mix until it is well dissolved.
  • Start whisking with a mixer until a stable foam is formed (about 3 minutes).
  • Add the water with sugar from the freezer little by little (water is not frozen, but very cold with some ice crystals), forming a thin stream of water. Do not stop whisking until you have incorporated all the cold water.
  • Continue mixing on medium-high speed for about 10 minutes. Then, a dense foam with small bubbles is formed.
  • With two spoons, make quenelles and place them on trays with waxed paper.
  • Leave them in the refrigerator for at least 4 to 5 hours before serving. I left mine during 24 hours and remained well. However, after 32 hour, the surface started to dry.
Ingredients for watermelon jelly:
  • 125 ml of watermelon juice naturally.
  • 2 sheets of plain gelatin*.
  • 80 g sugar.
Preparation:
  • Rehydrate the two sheets of gelatin with cold water.
  • Prepare watermelon juice. For that, take a piece of 200-300 g seedless watermelon, take out the skin, and pass through the blender until it is liquid.
  • Pass the juice through a strainer and stir well with a pestle until you have only the pulp (it will be very few, as watermelon is almost water!).
  • Put 125 ml of watermelon juice in a bowl and place in a water bath. When warm enough add the gelatin and dissolve well.
  • Remove from heat and add the sugar gradually, so that it will dissolve.
  • In a rectangular mold ** pour the liquid forming a very thin layer of an inch or so, and put it in the fridge for a couple of hours until the gel is firm.
Make niguiris:
  • Using a spatula, carefully remove mashmallows of wax paper and put them on a plate or tray.
  • With the same spatula to tease out watermelon jelly strips of similar size to niguiri, and place it on top.
  • Eat with your fingers, because they are too delicate to use chopsticks!


* The watermelon gelatin film was pretty decent, but if I had to repeated it I would put 1 or 2 additional gelatin sheets for more consistency.
** The mold I used was about 20 x 32 cm. 


21 comentarios:

  1. Sin duda esta delicia le encantaría a Willy Wonka. Te lo digo yo, que sueño con esa fábrica desde niña. Es algo que seguro que nos encontraríamos allí. Además soy una fanática del sushi y de lo japo en general.
    De verdad, un 10. Me has conquistado por completo. <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Wayaiu!! Me alegra que te haya conquistado esta receta! ;) Besets! Raquel

      Eliminar
  2. Pues me encanta tu receta oye! nunca me he puesto a hacer nubes aunque las compradas me encantan y además parecen fáciles!!
    hoysonrioalespejo.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues Justme, intentalo, a ver qué tal la experiencia y me cuentas! Besets! Raquel

      Eliminar
  3. Hay que hacerlas, qué aspecto más bueno. Muchas gracias por la receta. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Clara! Si las pruebas, ya me dirás que tal! Besets! Raquel

      Eliminar
  4. ¡Qué pasada de receta!. Como te dice Wayaiu arriba: para los golosos y amantes de lo japonés esto estará de ¡¡¡¡DOCE!!!!!.
    No sé si me atreveré a hacerlo. Ya sabes que mis técnicas son... De hecho, tengo ya (¡yaaa!) cogida la horma a los huevos rellenos de bizcocho (incluso me he empeñado en probarlos rellenos de otras cosas saladas, con buenos, mejores, resultados. ¡Qué atrevida es la ignorancia!, je, je) pero no he usado la receta (como pensé) para hacer la entrada porque, con tanto intento, creo que se me fue la inspiración, las ganas de escribir (ni cocinar) sobre nada dulce por un tiempo, al menos.
    En fin, en cambio tú: ¡estás cada día más profesional!. Me dejas pasmada, de verdad (pensar que hace poco aún no tenías ni horno!). Eres genail y nos haces pasar ratos geniales con tus músicas y palabras también.
    Un fuerte y liado abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras Cecilia! Jopeta, qué subidón! jejeje!! Me alegro de que te lo pases bien cuando estás por aquí, eso anima a seguir... ;D Besets!! Raquel

      Eliminar
  5. q originales! y q trabajo! me encanto la gelatina de sandia mmmmm

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Juliana! La gelatina de sandía ha sido todo un descubrimiento!! ;D Besets! Raquel

      Eliminar
  6. Que original!! Es de 10 esta receta, por presentacion, sabor, originalidad! Besos

    ResponderEliminar
  7. Wow, brutal, originalidad pura. Me ha encantado!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Miss Migas!!! Me alegra que te haya gustado! Besets! Raquel

      Eliminar
  8. Dice mucho de tu personalidad esa pelea sin rendición para conseguir el plato perfecto, todo ese trabajo medido en cada paso, hoy me has dejado rendida. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Helena!!! jejeje... bueno, sí, so un poco cabezota y si quiero algo, ahí que estoy, hasta que sale... ;) Besets!! Raquel

      Eliminar
  9. pelplaerdecuinar et felicita pel teu bloc i ha decidit atorgar-te el PREMI Liebster!
    Moltes felicitats!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moltes gràcies!!!! Quina il·lusió! ja és la segona vegada que el reb! ;) Besets!! Raquel

      Eliminar
  10. Guapa!!! como me alegro que te haya gustado la idea del niguiri y esa "nube", la verdad es que tienen mil aplicaciones ¿verdad? me encanta tu versión de "nigiri" dulce, es ideal par a soprender!!!! un besito y gracias por tus bonitas palabras sobre mi blog

    ResponderEliminar